Efectos de la crisis social inquietan a los exportadores de uva de mesa de Atacama

Efectos de la crisis social inquietan a los exportadores de uva de mesa de Atacama

Inquietudes del sector se centran en riesgo de saqueos, de cortes de rutas y de paralizaciones portuarias. ALEJANDRO NÚÑEZ y VÍCTOR FUENTES

Si hay problemas, habría que exportar por Coquimbo o Valparaíso, lo que no es bueno. Hay que cuidar nuestro puerto”.

Lina Arrieta

Pdta. Asoc. Prod. Valle de Copiapó

Ha habido inconvenientes un par de días, pero se ha embarcado. No hay denuncias de embarques que no hayan salido”.

Fernando Medina

Productor Región del Maule

Preocupación frente a eventuales efectos del estallido social reconocen los productores de uva de mesa de la Región de Atacama, quienes se aprontan a iniciar la exportación. A nivel país, es esa zona la que materializará los primeros envíos al extranjero desde el 11 de diciembre, con expectativas de 11 millones de cajas en los próximos meses.

Las inquietudes del sector se centran en los riesgo de saqueos durante la cosecha o mientras se realiza la carga y traslado, en el peligro de cortes de las rutas y de nuevas paralizaciones portuarias que interrumpan la cadena y afecten la calidad de la fruta e impidan cumplir con contratos.

Es en la comuna de Tierra Amarilla, en el valle de Copiapó, donde en los próximos días se iniciará la cosecha. Allí hay 6.500 hectáreas plantadas, lo que moviliza a temporeros chilenos y extranjeros y, en total, genera 20 mil puestos de trabajo.

Aunque la producción logró un alto estándar de calidad, en la categoría premium, la inquietud se centra en su traslado. “La fruta está bonita, pero esperamos no tener problemas con los caminos”, reflexiona la presidenta de la Asociación de Productores del Valle de Copiapó, Lina Arrieta.

A partir de la próxima semana está planificada la salida de una decena de barcos desde el puerto de Caldera, en Atacama. Si el tránsito hacia ese terminal se ve obstaculizado, los productores evalúan como opción terminales de Coquimbo o Valparaíso.

Según un informe de Carabineros, en Atacama han ocurrido 655 eventos de disturbios y 573 detenidos. Los cortes de camino que se han realizado a diario han generado atochamientos que se han extendido por horas. Además, según el Ministerio de Obras Públicas, desde el 18 de octubre las carreteras de la región han sido bloqueadas en más de 90 oportunidades.

El intendente de Atacama, Patricio Urquieta, recalca que el sector es “vital para la economía local” y comprometió mayor seguridad durante las faenas. “Queremos que puedan seguir trabajando y dando empleo a miles de personas que ven en la agricultura su principal fuente de ingresos”, asegura.

Productores de otras zonas también entregan su visión sobre la temporada que se inicia.

Claudio Contreras, integrante de la Asociación Agrícola de Biobío (Asocabío), produce arándanos y avellanos europeos, y reconoce que “hasta ahora no hemos tenido problemas, porque recién estamos empezando a cosechar”. Consultado respecto de si tiene alguna planificación para concretar sus exportaciones, explica que su producción “sale por los puertos de esta región” y que espera que el Gobierno tome medidas para evitar inconvenientes. “Partimos esta semana, con un tipo de arándano que se llama corona”, explica el productor, y luego se dedican a otras variedades, cuya recolección se extiende hasta febrero.

En Perquenco, Región de La Araucanía, funciona la Cooperativa Mapuche Antonio Rapimán, dedicada a la exportación de manzanas hacia Europa, Estados Unidos y China. Su presidenta, María Rapimán, explica que están preocupados de terminar el proceso de raleo previo a la cosecha que se inicia durante el verano y que la labor de exportación de su producción la realizan otras empresas. “No debiera afectarnos, porque operamos a través de intermediarios que salen a vender la fruta a partir de septiembre y octubre”, cuenta.

Fernando Medina, integrante de Agrícola Central, en la Región del Maule, explica que si bien su sector tiene preocupación por lo que pueda pasar en las próximas semanas, hasta ahora “lo que tenemos son camiones que han quedado atrapados algunas horas en la carretera, pero al final logran pasar”.

El vicepresidente de Fedefruta, Claudio Vergara, argumenta que “los productores de fruta estamos acostumbrados a enfrentar contingencias todos los años”, y recalca que “en este momento estamos enfocados en sacar nuestro trabajo adelante”.

CORTES DE RUTA

Desde el estallido social, 93 interrupciones han sufrido las carreteras de Atacama.

Fuente: El Mercurio

Deje una respuesta

* Nombre:
* E-mail: (No Publicado)
   Website: (Url con http://)
* Comentario:
Escriba código

Columna de Opinión